La punta del iceberg

La punta del iceberg

La punta del iceberg

La punta del iceberg es lenta y predecible, y este último término no llega a ser correcto, ya que casi todo lo que se explica al principio de la película es la resolución, por así decirlo, de la historia. La trama está clara desde el principio y no hay nada en ella que intente sorprender o impactar al espectador a lo largo de la película, lo que hace que ésta resulte lenta y pesada.

A pesar de que Maribel Verdú se echa el peso de la película a la espalda, los personajes tienen poco fondo y ninguno tiene un perfil destacado o llamativo. La película trata un tema interesante, como es el abuso laboral, que es necesario contar en la ficción porque cada vez es más común en la realidad, pero en este caso no se ha conseguido el objetivo esperado. El guión, con pocas cosas llamativas, destaca por el cinismo con el que se trata el suicidio, lo que rebaja en cierto modo la lentitud del film.

Calificación 1